Una obra contra el hambre y el paro

0

El puente sobre el río Guadalquivir en Posadas es una obra del ingeniero Eduardo Torroja, que buscó una forma original de solventar la escasez de recursos y de empleo

Puente de Posadas

Uno de los emblemas arquitectónicos de Posadas es el puente sobre el río Guadalquivir, inaugurado en el año 1951 y diseñado por el ingeniero Eduardo Torroja Miret, con cuyo nombre fue bautizado en la década de los noventa. Y es un símbolo de la localidad malena por su singularidad constructiva, consistente en un entramado de semicírculos de acero por debajo de la plataforma, con vigas colocadas en forma de uve que confluyen en los pilares. En España solo existe otro puente similar, en Tordera, Gerona, también obra del insigne e imaginativo ingeniero.

La historia del puente, según se narra en un trabajo sobre el mismo realizado por el profesor de la Universidad de Granada Juan José Cajal, tiene, además de la imaginativa construcción, otras connotaciones sociales que también merece la pena conocer, pues se convirtió en un recurso de vital importancia para combatir el hambre y el desempleo en la posguerra malena.

Según explica Juan José Cajal en su trabajo y también el cronista oficial de Posadas, Joaquín Casado Bono, en su obra Posadas 1900-1936 , en el año 1929 eral tal el nivel de paro de la localidad malena que el alcalde se vio obligado a pedir los propietarios de las fincas agrarias que ocuparan al mayor número posible de jornaleros, al tiempo que gestionaba con el gobernador la realización de obras públicas para remediar la situación, pidiendo la construcción de un puente en la carretera de Posadas a La Ramba.

Leer el árticulo completo