La Palma, elegida como alternativa para el gigantesco telescopio de 30 metros

0

El TMT se construiría en la isla española si finalmente los tribunales no dejan hacerlo en Hawái

ca

El Observatorio del Roque de los Muchachos, en la isla de La Palma (Canarias), será el lugar alternativo para construir el gigantesco Telescopio de 30 metros (TMT, de sus siglas en inglés) si al final no se puede edificar en Hawái. El consejo de gobierno de ese telescopio reunido en California (EE UU) ha tomado hoy la decisión, que señala a las cumbres canarias como referencia mundial en astronomía gracias a la calidad de sus cielos y su actual desarrollo tecnológico.

Este monumental proyecto de 1.400 millones de dólares de inversión en ciencia de vanguardia está bloqueado desde 2014. La idea era levantar el telescopio TMT, mucho más grande que cualquiera de los que están actualmente en funcionamiento, en Hawái, pero los problemas legales han puesto en vía muerta su construcción. Los tribunales han reconocido que no se cumplieron los requisitos para edificarlo en Mauna Kea, una montaña sagrada según la religión de los nativos hawaianos y que cuenta con especial protección ambiental y cultural.

 “Estamos muy contentos de haber pasado esta reválida”, asegura a MateriaRafael Rebolo, director del Instituto de Astrofísica de Canarias (IAC), después de meses de trabajo para demostrar la calidad de la candidatura de La Palma, que competía con observatorios de primer nivel en Chile, México o China. “El criterio más importante del consorcio del TMT era que se pudiera hacer la mejor ciencia por las condiciones de observación. Canarias tiene unos cielos magníficos”, celebra Rebolo.

El otro gran motivo que ha facilitado la elección de La Palma ha sido la calidad de sus comunicaciones digitales, “de las mejores del mundo”, según Rebolo. “El impacto socioeconómico, para la ciencia española y para la imagen de Canarias sería extraordinario”, afirma el director del IAC, que bromeaba por estar “celebrando Halloween de la mejor manera”.

Otro de los factores que los responsables del supertelescopio valoraron de La Palma es que el coste de la instalación sería allí más barato que en otros lugares. Además, el hecho de que ya estén construidas las infraestructuras físicas y digitales para la comunicación ahorraría numerosas inversiones. Allí conviviría junto al Gran Telescopio de Canarias, el mayor de la actualidad.

“No podemos esperar más tiempo”, reconocía el pasado mes de abril en La Palma el jefe de operaciones del TMT, Christophe Dumas. “Hawái es el lugar favorito y vamos a darle unos meses o un año y, si no podemos construirlo allí, tenemos que elegir una alternativa. El tiempo es dinero”, aseguró. En los últimos meses, los científicos y técnicos del TMT han visitado en varias ocasiones el Roque de los Muchachos para elegir un futurible emplazamiento y examinar al detalle las condiciones del lugar.

Leer artículo completo en EL PAÍS.